El control del azúcar y buenos hábitos para los cuidados del pie diabético

by drops on

Una de las peores noticias que puedes recibir es conocer un diagnóstico médico de que has adquirido una enfermedad que hasta la fecha no se encontrado una cura.

Una de estas enfermedades es la diabetes que, a diferencia de otras enfermedades es posible vivir con ella en armonía, siempre y cuando tomes tu nuevo estado de salud con una actitud positiva y responsable.

Entre la actitud responsable consiste en asumir que tienes diabetes y esto conlleva a tener una serie de cambios en tu estilo de vida e implementar nuevos hábitos.

Todo esto conllevará a que tu salud se mantenga estable y tengas bajo control a tu enfermedad para estar alejado de las complicaciones que trae consigo una diabetes.

Un ejemplo de estos cambios en tu estilo de vida como diabético es el cuidar minuciosamente tus pies.

Entre los cuidados es mantenerlos totalmente secos, revisarlos diariamente para ver si no tienen alguna herida, atender prontamente con un podólogo especializado en diabetes cualquier problema relacionado con hongos, callos, juanetes, etc.

Y dos aspecotos fundamentales, utilizar un calzada adecuado y especial para diabéticos al igual que la calcetería.

Ante tu nuevo cuadro, los cuidados del pie diabético se deben realizar todos los días, otro aspecto importante es el comer balanceado y constantemente, de acuerdo a la dieta e indicaciones del médico.

Esto te ayudará a mantener tus niveles de glucosa estables.

Y como parte de una buena actitud y tomar el control siendo responsable es el mantener bajo control el azúcar en la sangre.

Esto se debe a que hay una relación directa entre el nivel de azúcar en la sangre y el daño a las células nerviosas.

El azúcar en la sangre fuera de control conduce a la neuropatía, lo que hará difícil saber cuándo sus pies están en riesgo o están dañados.

Cuanto mejor controles el nivel de azúcar en la sangre, más sanos serán sus pies a largo plazo.

Por último, si ya tienes una infección, los niveles altos de azúcar en la sangre puede hacer que sea difícil para tu cuerpo luchar contra ella.

Recuerda que ante cualquier duda o problema, tu médico y su equipo de diabetes son excelentes fuentes de información si necesita ideas e inspiración para cuidarte, dejar de fumar o mantenerte al tanto de tus “números”: tu peso, azúcar en la sangre y otras medidas de salud, como la presión arterial.

Una de las actividades que debes incluir en tu día a a día es hacer una actividad física. Las personas con diabetes se benefician con el ejercicio, pero debes cuidar mucho tus us pies.

Algunas actividades, clases de fitness y programas de aeróbicos incluyen rebotar y saltar, lo cual no es recomendable para tus pies, especialmente si tienes neuropatía.

En su lugar, inclinate por actividades como caminar, que no pongan demasiada presión en tus pies. Sólo asegúrate de tener el calzado adecuado para cualquier actividad que elijas.

Y para cerrar este capítulo, entre las cosas que debes dejar es el hábito de fumar.

Los peligros de fumar salen de la cabeza a los pies. La nicotina en un cigarrillo puede disminuir la circulación en la piel en un 70%.

Así que si fumas, estás privando a tus pies de la sangre rica en nutrientes y oxígeno que ayuda a mantenerlos sanos y luchando contra la infección.

En sí, los pacientes diabéticos ya tienen factores de riesgo que comprometen sus vasos sanguíneos, por lo que el dejar de fumar es fundamental. Si no eres fumador… bien por ti.

Con estas sencillas reglas, podrás continuar con una vida sana teniendo diabetes.

Written by: drops